منتدى يضم مواضيع ثقافية واسلامية والعاب وعناوين المواقع المشهورة

Proverbe ne peut mentir. – C'est dans le besoin qu'on reconnaît ses vrais amis. – À bon appétit n'est point besoin de moutarde. – À bon chat, bon rat. – Contentement passe richesse. À bon entendeur, salut ! – Abondance de biens ne nuit pas. – À force d'aller mal, tout va bien. – À bonne lessive, saletés dans le caniveau, couleurs avec. – Vieille amitié ne craint pas la rouille. – À chaque oiseau son nid semble beau. – À chacun sa chacune. – À cœur vaillant rien d'impossible – L'espoir fait vivre. – Qui fait le malin tombe dans le ravin. Argent fait beaucoup mais amour fait tout. – À vingt ans ce qu'on veut, à trente ce qu'on peut. – Ce qui arrive à quelqu'un peut arriver à chacun. – La vérité sort de la bouche des enfants. – Qui sème le vent récolte la tempête. Il ne faut pas déshabiller Pierre pour habiller Paul. – Faute avouée est à moitié pardonnée. – Il n'y a que la vérité qui blesse. – Quand on n'a pas ce qu'on aime, il faut aimer ce qu'on a. – Bien mal acquis ne profite jamais

    Las predicciones acerca de la aparición del Mensajero

    Partagez

    hanan

    عدد المساهمات : 62
    السٌّمعَة : 0
    تاريخ التسجيل : 05/10/2009
    العمر : 26

    Las predicciones acerca de la aparición del Mensajero

    Message  hanan le Dim Aoû 22, 2010 4:50 pm


    Las
    pruebas de que el Profeta Muhammad (la paz sea con él) es el Último
    Profeta son muchas, y se mencionan tanto en el Antiguo Testamento como
    en el Nuevo Testamento.


    Los
    Salmos son otra evidencia sobre esta cuestión. Un Salmo dice lo
    siguiente: “Me brota del corazón un hermoso poema, yo dedico mis versos
    al rey: mi lengua es como la pluma de un hábil escribiente. Tú eres
    hermoso, el más hermoso de los hombres; la gracia se derramó sobre tus
    labios, porque el Señor te ha bendecido para siempre. Cíñete, guerrero,
    la espada a la cintura; con gloria y majestad, avanza triunfalmente;
    cabalga en defensa de la verdad y de los pobres. Tu mano hace justicia
    y tu derecha, proezas; tus flechas son punzantes, se te rinden los
    pueblos y caen desfallecidos los rivales del rey. Tu trono, como el de
    Dios, permanece para siempre; el cetro de tu realeza es un cetro
    justiciero: tú amas la justicia y odias la iniquidad. Por eso el Señor,
    tu Dios, prefiriéndote a tus iguales, te consagró con el óleo de la
    alegría: tus vestiduras exhalan perfume de mirra, aleo y acacia. Las
    arpas te alegran desde los palacios de marfil; una hija de reyes está
    de pie a tu derecha: es la reina, adornada con tus joyas y con oro de
    Ofir. ¡Escucha, hija mía, mira y presta atención! Olvida tu pueblo y tu
    casa paterna, y el rey se prendará de tu hermosura. Él es tu señor:
    inclínate ante él; la ciudad de Tiro vendrá con regalos y los grandes
    del pueblo buscarán tu favor. Embellecida con corales engarzados en oro
    y vestida de brocado, es llevada hasta el rey. Las vírgenes van detrás,
    sus compañeras la guían; con gozo y alegría entran al palacio real. Tus
    hijos ocuparán el lugar de tus padres, y los pondrás como príncipes por
    toda la tierra. Yo haré célebre tu nombre por todas las generaciones:
    por eso, los pueblos te alabarán eternamente.” Salmos 45: 1 – 17.


    Los
    cristianos creen que el texto anterior fue una profecía sobre el
    profeta que vendría, es decir, Jesús (la paz sea con él) en su
    creencia. En lo que refiere a los musulmanes, creen que la descripción
    anterior se ajusta al Profeta Muhammad (la paz sea con él) más que al
    profeta Jesús (la paz sea con él).


    El texto anterior menciona nueve características del profeta que vendrá:

    Primero:

    Él
    tendrá más belleza que cualquier otro ser humano: “Tú eres hermoso, el
    más hermoso de los hombres…”. Esto no puede ser una descripción de
    Jesús (la paz sea con él) porque los cristianos creen que la profecía
    de Isaías fue realizada en Jesús (la paz sea con él), esto es: “Él
    creció como un retoño en su presencia, como una raíz que brota de una
    tierra árida, sin forma ni hermosura que atrajera nuestras miradas, sin
    un aspecto que pudiera agradarnos.” Isaías 53: 2.


    Aunque
    no estamos de acuerdo con el sentido, sus estudiosos lo afirmaron más
    de una vez. Tertuliano menciona que “él no tenía belleza física, de
    hecho, estaba bastante lejos de cualquier gloria física”. Si esta es su
    opinión acerca de Jesús (la paz sea con él), ¿cómo puede decirse que él
    era “el más hermoso de los hombres”?.


    Por
    otro lado, hay muchas pruebas sobre la hermosura de nuestro Profeta (la
    paz sea con él). Al Baraa bin Malik, uno de sus compañeros, lo describe
    de la siguiente manera: “Yo no vi a nadie…más guapo que el Profeta. Él
    no era excesivamente alto ni bajo, y tenía hombros anchos. Su cabello
    solía llegar a los lóbulos de las orejas. Él fue el hombre más guapo
    que he visto”.


    Segundo:

    Las
    palabras de la profecía fueron entregadas verbalmente por él, “la
    gracia es derramada por sus labios”. Esto significa que él es iletrado,
    y su revelación no es escrita. Jesús (la paz sea con él) no era
    iletrado: “Jesús fue a Nazaret, donde se había criado; el sábado entró
    como de costumbre en la sinagoga y se levantó para hacer la lectura.”
    Lucas 4: 16.


    En
    Deuteronomio, el Profeta que vendrá será iletrado: “Por eso, suscitaré
    entre sus hermanos un profeta semejante a ti, pondré mis palabras en su
    boca, y él dirá todo lo que yo le ordene.” Deuteronomio 18: 18.


    En
    Isaías está escrito que “…y toda visión es para ustedes como las
    palabras de un libro sellado. Se lo dan a uno que sabe leer,
    diciéndole: ‘Lee esto’. Pero él responde: ‘No puedo, porque el libro
    está sellado’. Le dan el libro a uno que no sabe leer, diciéndole: ‘Lee
    esto’. Y él responde: ‘No sé leer’…” Isaías 29: 11 – 12. Esta es la
    misma expresión que el Profeta Muhammad (la paz sea con él) dijo al
    ángel Gabriel (la paz sea con él) en la cueva de Hira: “No sé leer”.


    Tercero:

    Él es eternamente bendecido: “…el Señor te ha bendecido para siempre…”

    Cuarto:

    Él
    tendría una espada por la cual conquistaría a sus enemigos. “Cíñete,
    guerrero, la espada a la cintura; con gloria y majestad, avanza
    triunfalmente; cabalga en defensa de la verdad y de los pobres. Tu mano
    hace justicia y tu derecha, proezas; tus flechas son punzantes, se te
    rinden los pueblos y caen desfallecidos los rivales del rey.” Jesús (la
    paz sea con él) no sostuvo una espada ni peleó contra enemigos. No tuvo
    el estatus de rey entre su pueblo. Por el contrario, el Profeta
    Muhammad (la paz sea con él) peleó por la causa de Allah, y fue el
    líder de su pueblo.


    Quinto:

    Él
    amaría los buenos actos al igual que los otros profetas, pero Allah lo
    preferiría, “Por eso el Señor, tu Dios, prefiriéndote a tus iguales, te
    consagró con el óleo de la alegría…”.


    Sexto:

    Regalos
    se le presentarían a este Profeta y la hija del rey le serviría y
    estaría entres sus esposas, “una hija de reyes está de pie a tu
    derecha: es la reina, adornada con tus joyas y con oro de Ofir”. El
    profeta Jesús (la paz sea con él) no se casó, mientras que el Profeta
    Muhammad (la paz sea con él) se casó con la señora Safiyah Bint Huiay
    hija de Akhtab, quien era el rey de su pueblo, y la señora Maria Bint
    Shamoun le fue entregada. La hija de Khosrau fue la esposa de su nieto
    Hussein.


    Séptimo:

    Los
    pueblos lo seguirán y abrazarán su religión, “Embellecida con corales
    engarzados en oro y vestida de brocado, es llevada hasta el rey. Las
    vírgenes van detrás, sus compañeras la guían; con gozo y alegría entran
    al palacio real.”


    Octavo:

    Él
    le dará a su pueblo dignidad y un alto estatus luego de haber sufrido
    la degradación. “Tus hijos ocuparán el lugar de tus padres, y los
    pondrás como príncipes por toda la tierra.”


    Noveno:

    Él
    será alabado por siempre. “Yo haré célebre tu nombre por todas las
    generaciones: por eso, los pueblos te alabarán eternamente.” El
    significado del nombre Muhammad es el de ‘siempre alabado’, ¿es esta
    una coincidencia?






    Allah
    no envía a un profeta sin una apariencia hermosa, para que crean en él
    y no lo perjudique su apariencia. El Mensajero de Allah describió a
    Jesús (la paz sea con ellos) como muy hermoso, ya que lo vio en un
    sueño en la Kaaba: “Vi a un
    hombre de tez blanca con pelo lacio, poniendo las manos sobre dos
    personas. El agua manaba de la cabeza o se escurría de su cabeza.
    Pregunté: ‘¿Quién es?’ Dijeron: ‘Él es Jesús, hijo de María’.”
    Narrado por Muslim, Hadiz 169.


      La date/heure actuelle est Dim Déc 04, 2016 5:33 pm